Veracruz, rumbo a los 500 años

La poesía como forma de expresión

Isabel Lorenzo reencuentra las raíces en el Puerto

Ver mas fotos  
Veracruz: La escritora intenta acercarse al público adolescente a través de su obra. / Redacción
Google+

Cristina H. Rocíles / Veracruz
2017-09-19 17:54:38

Isabel Lorenzo es poeta, nacida en México, radicada por muchos años en España, pero con toda su vida adulta de vivir en Veracruz al que considera “su patria”.

Explora, no por primera vez, el mundo del relato corto como una forma de exponer situaciones que a todos nos han sucedido en la adolescencia y al mismo tiempo, exaltar el ambiente de Veracruz en su más reciente libro de cuentos, ‘El destino busca de noche’.

- Isabel, cuéntanos la historia de este libro…

- Mira, este libro nació cuando mi hijo era adolescente en que le contaba historias en los que él pudiera ver los riesgos que corren los chicos de esta edad, lo hacía porque de otro modo no escuchan los adolescentes, así que ya te imaginarás cuantos años tiene de eso…cuando me di cuenta el chamaco cumplió los 33, uno hace memoria de que en la adolescencia es uno muy audaz, intrépido y a veces corremos riesgos terribles. Así nace este libro, y como son historias tensas, el destino es lo que te puede pasar, por otro lado, me ha gustado siempre trabajar con artistas plásticos, por eso lo de las ilustraciones tan especiales hechas para este libro. He trabajado en el pasado con Lourdes Aspiri, Bruno Ferreira, Pancho Galí, Adriana Navarro, Antón González, y otros, por eso pensé que cada inicio de cuento, debía tener un golpe de ojo con una ilustración que apenas la ves, te da un poco la introducción del cuento. Por eso ves estas ilustraciones de Avisué Cortés, mejor conocido como El canijo Chaneque, que creo, hace un trabajo extraordinario. En la presentación vamos a exhibir las ilustraciones.

- ¿Cuántos años llevas en la poesía, Isabel?

- Pues llevo desde la niñez, aunque tal vez lo que hacía no era poesía, pero yo escribía mis cosas, como a los 12 años estuve interna en un colegio, había muchas cosas que no podías hablar con las demás niñas, entonces las plasmaba en un escrito, y cuando empecé a leer poesía del Siglo de oro, pues copiaba un poco el estilo de los grandes poetas.
Pero ya después más en serio, en el 92, hay una lectura de poemas en la Casita Blanca a la cual me invitó mi amiga Yolanda Lagunes, y desde ahí me invitó la maestra Úrsula Ramos a su taller, y en el 97 sale mi primer libro, Reunión de poetas, que fue una compilación en la que estuve seleccionada.

- ¿Qué tiene la poesía, que no tiene la prosa?

- Para mí la poesía es una catarsis, cuando tienes un dolor muy grande, ¿cómo lo sacas?, o cualquier emoción, pero te impacta más el dolor, y estaba yo escuchando el otro día, que es algo con lo que naces, no se puede despertar un día y decir: ‘Hoy voy a escribir poesía’.. No, así no funciona, aunque claro, puedes aprender la técnica, la poesía no tiene que ser bonita, pero siempre tiene que impactar y sensibilizar.

- ¿Qué aportan los talleres de poesía?

- En primera, lees mucho y eso ya te aporta, y aprendes muchas cosas más, cuando estás con otros compañeros y un maestro entiendes mucho más el sentido de los poemas, tienes que saber que hay ritmo, que hay cacofonías, cosas que te señalan los demás, y tú sola, pocas veces te das cuenta. Pero la esencia para ser poeta, la tienes que traer ya.

- ¿En cuántos libros has participado?

- Antologías, muchas gracias a Martha Elsa Durazzo que siempre me invita, como 6 o 7, luego hice algunas Plaquettes, y también he participado en publicaciones de Encuentros de escritores, incluso uno en Argentina.

- ¿Tienes una editorial artesanal?

- Así es, se hace todo manualmente, el nuevo libro El destino busca de noche, se hizo aquí, en esta editorial. En este libro, son muy importantes las ilustraciones, por lo que, eso traté de que tuviera una buena calidad, pero en el afán de que el ilustrador trabajara a su aire, hicimos un formato especial, un poco alargado, yo lo compaginé en el libro y yo lo cosí, así que es un trabajo completamente artesanal. Próximamente se presentará el libro, va a ser en un espacio significativo para el taller de la maestra Ursula.

- ¿Qué mensaje quieres dar en estas historias?

- Son dos mensajes. Uno, decirle a los jóvenes que no deben correr riesgos innecesarios, y la segunda es contar a la gente como vivimos los veracruzanos, pues casi todos los cuentos hablan del entorno veracruzano y de como vivimos el día a día. Hay uno que se llama La casa del Estero, habla de un lugar del que se oían rumores, y eso sucede mucho en Veracruz. Me considero veracruzana, aunque como tú sabes, no todos los veracruzanos podemos nacer en Veracruz. Tengo 43 años aquí, el amor ya no me dejó regresar a España.

- ¿Qué trajiste de España?

- Un librito, donde por cierto se orinó un gato que tenía, llamado Otelo (el gato), con mis primeras poesías, escrita aún a mano. A los 17 años enfermé de tuberculosis, estuve grave un año en cama, entonces ahí escribí muchas de las poesías de ese librito que aún conservo, y sobre todo leí mucho. Eso fue básicamente lo que me traje de España. ¿Qué te puedo decir de Veracruz?, es mi casa, aquí he sido feliz, y soy muy feliz, soy de esas personas que tienen como una vocación para la felicidad y el disfrute. Aquí nacieron mis hijos, y agradezco muchas cosas, los veracruzanos siempre te apoyan, te abren las puertas, esta es una ciudad que te cobija y me gusta vivir aquí.

Y creo que todos podemos escribir, es un acto liberador, cuando tienes algo que decir, aunque sea hay que escribir una carta, aunque la quemes, pero escribir te libera, y te hace bien. Tal vez en eso estriba el que yo me sienta bien siempre, me gusta recurrir a la escritura, y está al alcance de todos, es una maravilla.


FRASE:

“La poesía no tiene que ser bonita, pero siempre tiene que impactar y sensibilizar”.
Isabel Lorenzo

IMAGEN DE VERACRUZ

Dirección: Ruiz Cortines #1917 Fracc.Jardines de Virginia, Boca del Río, Ver.

Teléfonos: (229) 923 2550

Todos los Derechos Reservados - Copyright 2014