Capturan a Duarte

Muerte al imperio Duartista

Duarte pasó prófugo 182 días desde que se emitió su orden de aprehensión

Ampliar Foto  
Guatemala: Javier Duarte fue detenido la noche de este sábado en Guatemala. / Agencias
Google+

Heladio Castro / Veracruz
2017-04-17 08:32:32

Eligió un día emblemático en la historia mundial para separarse de su cargo como gobernador de Veracruz: el 12 de octubre, pero de 2016.

Faltaban 48 días para concluir su mandato y eso hizo más sorpresivo el anuncio, aunque el rumor se manejaba desde varias semanas antes.

Esa mañana en el programa televisivo matutino Despierta con Loret, de Carlos Loret de Mola, Javier Duarte de Ochoa anunció que presentaría la solicitud de licencia a la gubernatura -y cumplió horas más tarde- ante la Legislatura del Estado.

Ante las cámaras de Televisa el cordobés dijo que tomó esa decisión tras los reiterados señalamientos de corrupción que le hacía el ya gobernador electo Miguel Ángel Yunes Linares y adujo que sería para dar la cara y defenderse de “la serie de infamias sin sustento” respecto de supuestas propiedades y cuentas en el extranjero.

Negó categóricamente haber tomado un solo peso del erario público para su provecho personal y, ante los micrófonos, que fuera a huir del país para evadir a la justicia.

“Por supuesto que no, me quedo en Veracruz”, aseguró Duarte de Ochoa aquel 12 de octubre ante Loret de Mola, como lo escucharon millones de televidentes en todo el país.

Y por si no bastara, poco después, el mismo día Javier Duarte tuiteó “Veracruz requiere un Gobernador de tiempo completo, lo he sido más de 5 años 10 meses; es tiempo de encarar con la verdad falsas acusaciones”.

Más tarde y tras el protocolo de rigor, dejó el cargo y como gobernador interino asumió el hasta entonces secretario de Gobierno, Flavino Ríos Alvarado, quien entre sus primeras acciones facilitó a Duarte de Ochoa una aeronave del gobierno estatal para que abandonara el estado de Veracruz.

Ahí comenzó la fuga, porque no se volvió a ver a Javier Duarte.

El principio del fin

Desde que Javier Duarte de Ochoa inició su gobierno en el año 2010, el exfuncionario federal Miguel Ángel Yunes Linares lo acusó reiteradamente de estar coludido con el exgobernador Fidel Herrera Beltrán en diversos ilícitos.

Como diputado federal Yunes presentó en la Fiscalía General del Estado (FGE) denuncia contra el gobernador Javier Duarte y el exgobernador Fidel Herrera Beltrán por desvío de más de 9 mil millones de pesos por el pago a supuestos “aviadores” en la Secretaría de Educación de Veracruz.

También denunció a los entonces secretarios de Educación y de Finanzas, Flavino Ríos Alvarado y Antonio Gómez Pelegrín.

El 24 de mayo de 2016 trascendió información sobre la constitución de empresas fantasmas y 73 contratos entre 21 empresas y 4 dependencias del gobierno del estado de Veracruz por un monto que para entonces acumulaba 645 millones de pesos.

El 18 de julio el ya gobernador electo Miguel Ángel Yunes Linares presentó en la FGE una denuncia penal contra el todavía gobernador Javier Duarte de Ochoa por presunto lavado de dinero y evasión fiscal.

Dijo haber obtenido en Estados Unidos certificaciones que habría firmado Duarte para adquirir un inmueble en el estado de Arizona.

En respuesta Duarte denunció a Yunes Linares por presunto enriquecimiento ilícito.

En septiembre del mismo año el Servicio de Administración Tributaria (SAT) publicó un informe en el que señalaba la identificación de 10 servidores públicos del gobierno estatal e inconsistencias relevantes, lo que llamó su atención.

El 21 de septiembre de 2016 la Procuraduría General de la República confirmó la atracción de la investigación en contra de Javier Duarte de Ochoa y Vicente Guillermo Benítez González y otros por los posibles delitos de enriquecimiento ilícito, peculado e incumplimiento de un deber legal.

La atracción derivaría de la filtración porque la PGR había solicitado a la Dirección de Catastro y Valuación de Veracruz la información sobre 35 empresas y 34 personas probablemente vinculadas con Duarte de Ochoa respecto de supuestos desvíos de recursos públicos.

Las carpetas de investigación que entregó el entonces fiscal general Luis Ángel Bravo Martínez a la PGR son la FESP/013/2016/1-04 por los delitos de enriquecimiento ilícito, peculado e incumplimiento de un deber legal, integrada por 10 tomos y 12 anexos; y la FESP/216/2016/14-07 por los mismos delitos, integrada por 4 tomos y 69 anexos.

Es decir que las dos carpetas de investigación atraídas por la PGR acumulan un total de 14 tomos y 81 anexos, y las recibió dentro de 18 cajas.

Un mes después del anuncio duartista, el 12 de octubre de 2016 la Procuraduría General de la República confirmó que además del arresto de dos mujeres acusadas de delincuencia organizada y de realizar operaciones con recursos de procedencia ilícita, se detuvo a Victorino Benítez Márquez, administrador único de la empresa Bienart, S.A. de C.V. supuestamente por entregar información falsa al Registro Federal de Contribuyentes.

Además se había vinculado a proceso a otras siete personas, presuntos representantes legales de compañías que Duarte podría haber usado como empresas fantasmas para desviar recursos públicos.

Entre ellas mencionó a Moisés Mansur Cysneiros, presunto operador financiero de Duarte, quien habría construido las supuestas empresas fachadas y a quien el exgobernador habría “heredado” 3 propiedades en la Ciudad de México.

Las otras personas son Nadia Isabel Arzate Peralta y Elia Arzate Peralta, Juan José Janeiro Rodríguez, Rafael Gerardo Rosas Bocardo, Santa Bartolo Acuña, Miguel Velázquez Nieva y Javier Nava Soria.

Propiedades recuperadas

La PGR informó el cumplimiento de cinco órdenes de cateo a propiedades de Javier Duarte de Ochoa en las delegaciones Miguel Hidalgo, Cuauhtémoc y Coyoacán.

Además el rancho Las Mesas en Valle de Bravo, Estado de México, que le habría costado 200 millones de pesos y que está equipado con suites de lujo y hasta caballerizas.

Incluso 23 millones de pesos ocultos en cajas de cartón en una de las propiedades en la Ciudad de México.

También 112 cuentas bancarias; el rancho El Faunito en la carretera Fortín-Orizaba, de 60 mil metros cuadrados, 15 habitaciones, dos canchas de tenis y una de futbol, además de jacuzzi, tirolesa, capilla y una cava de 300 vinos. Y con obras de arte de Rufino Tamayo y David Alfaro Siqueiros; vajillas, sillas de ruedas, libretas Montblanc.

Como dato curioso, en una de las libretas se leían planas con la frase “sí merezco abundancia, sí merezco abundancia”, que supuestamente habría escrito Karime Macías de Duarte, expresidenta del DIF Estatal.

A febrero de este año 2017 el gobierno de Veracruz ya había recuperado 422 millones de pesos en efectivo.
Otros objetos decomisados son un avión, un helicóptero, una lancha, joyas y obras de arte.

Expulsado del PRI

Cuando Javier Duarte comunicó su decisión de solicitar licencia a la gubernatura, el vicecoordinador de los legisladores priistas en la Cámara de Diputados, Jorge Carlos Ramírez Marín, calificó ese gesto de valiente e inteligente. Y dijo que su caso no afectaría al Partido Revolucionario Institucional, su respaldo político y partidista fue tardío.

Quizás Ramírez Marín olvidó que desde el 26 de septiembre de 2016 la Comisión de Justicia Partidaria del PRI suspendió a Duarte de Ochoa sus derechos como militante debido a la investigación que realizaba la Procuraduría General de la República por los presuntos delitos de enriquecimiento ilícito, peculado e incumplimiento de un deber legal.

Además, que a otras personas presuntamente vinculadas a su gobierno en el pasado y el presente también se le suspendieron los derechos partidistas, como explicó el presidente de esa comisión, Fernando Elías Calles.

Las otras personas mencionadas son Juan Carlos Rodríguez García, Gabriel Deantes Ramos, José Antonio Chara Mansur Beltrán, Arturo Bermúdez Zurita, Israel Ramos Mange y Daniel Cordero Gálvez.

Mansur Beltrán se deslindó y de Bermúdez Zurita se supo que nunca estuvo afiliado al PRI.

El hecho adquirió relevancia porque fue la primera vez que el PRI suspendía sus derechos partidarios a un gobernador en funciones emanado de sus siglas. Además, porque se envió el mensaje de que ese instituto político va en contra de la impunidad.

Con la suspensión de derechos inició el proceso de expulsión, pero cada caso se analizaría en forma individual.

Un mes después, la tarde del 25 de octubre de 2016 el PRI determinó expulsar de sus filas al todavía gobernador con licencia Javier Duarte de Ochoa, al haber perdido su derecho de audiencia y su derecho de defensa.

En un comunicado se adujo que con base en la Fracción X del Artículo 273 de los estatutos priistas, Duarte de Ochoa violó los Códigos de Ética y de Justicia Partidaria por incurrir en falta de probidad durante su desempeño como gobernador del estado de Veracruz.

La decisión implicó que Duarte perdiera sus derechos como militante, eliminar su nombre del padrón de militantes y prohibir su reafiliación en el futuro.

IMAGEN DE VERACRUZ

Dirección: Ruiz Cortines #1917 Fracc.Jardines de Virginia, Boca del Río, Ver.

Teléfonos: (229) 923 2550

Todos los Derechos Reservados - Copyright 2014