Veracruz, rumbo a los 500 años

Disfruta de la vida y de la música

Ramsés Rodríguez, guitarrista y educador Concertista próximo a grabar un disco

Ampliar Foto  
Veracruz: El músico comparte experiencias con jóvenes estudiantes. / Cristina H. Rocíles
Google+

Cristina H. Rocíles / Veracruz
2017-01-30 11:20:00

Ramsés Rodríguez Aguilar es egresado de la Facultad de Música de la Universidad Veracruzana, su instrumento favorito es la guitarra.

Aunque le ha dedicado muchos años a la enseñanza, con la cual se encuentra muy comprometido, también es concertista de este instrumento de cuerdas que lo ha acompañado gran parte de su vida.

Actualmente enseña en el CIMI y en la Escuela Libre de música del IVEC, de la que es maestro fundador.

- ¿Qué significa la guitarra en tu vida?
- Me ha acompañado desde la adolescencia, fue un descubrir algo con lo que me sentía acompañado y que yo podía controlar, y eso le dio mucho sentido a mi vida , como asidero para crecer, para concentrarme, para estudiar.

Los músicos de concierto trabajamos mucho solos y se aprende como un instrumento marca tu vida, porque adquieres costumbres de estudio, que se aplican a toda tu vida, no solo a la música.

- ¿A qué edad fue tu encuentro con la guitarra?
- A los 14 años y empecé a estudiar yo solo con cancioneros, me gustaban las canciones de Los Beatles, tuve influencias importantes.

Los hermanos de un amigo tenían un grupo y uno de ellos era guitarrista clásico, cuando llegué a su casa y abrió su estuche de su guitarra quedé maravillado, y cuando lo oía tocar música tan interesante, pues me maravillé más.

Así de chamaco me fui a la Facultad de Música, simplemente quería aprender a tocar mejor. Después hice mi examen, me aceptan, y así fue… sin mucha idea de nada, pero con gran curiosidad.

- ¿Cúantas horas practica un músico clásico?
- Mira, en la etapa de estudiante tienes que dedicarte tiempo completo, 4, 5 y 6 horas diarias, cuando te estás formando. Ahora solamente practico mucho cuando tengo un concierto, unos 20 días antes del evento. Aunque para cada músico es distinto, pero sí se practica mucho.

- Te has dedicado a la enseñanza, es tu otra faceta, eres un educador…
- Sí, me he dedicado a trabajar en este campo, a eso llegué a Veracruz. La primera gira que hice como guitarrista fue en el IVEC en 1988. Un compañero, Roberto Aguirre Guiochín me dejó sus clases en el IVEC.

Luego entré a trabajar en el CIMI, de la UV y posteriormente ingresé como instructor en la academia de Música Ricardo Castro, que por cierto es la academia de música más antigua del Estado, estaba en 5 de Mayo, mas o menos se fundó en 1919 o 20, es más antigua que la Facultad de Música. En estas instituciones me inicié como maestro.

- ¿Cuál es la situación de los músicos en el Estado, es difícil?
- La producción de artistas en todos los géneros tiene que ver con el aprecio social, yo eso lo manejo en mi tesis de maestría, cómo es la percepción social de los músicos y sus categorías, diferenciemos en Xalapa y Veracruz, hay una percepción distinta,
Suele no haber un reconocimiento social a la carrera de músico, le suele parecer a la gente que esta no es una carrera seria, y que no es un trabajo serio.
Primero me daba coraje, y ya luego mejor decía que era profesor, si me preguntaban.

Hubo que hacer un trabajo muy fuerte, sobre todo aquí en la Escuela Libre de Música, que creo ahora los alumnos ya saben a lo que vienen, y que es un paso intermedio para continuar en una Facultad de Música.

- ¿Crees que la música le puede cambiar la vida a un niño?, ¿todos deberíamos estudiar música alguna vez?
- De una forma muy básica, te diré que lo que hace el estudio de un instrumento es focalizar la atención, aprender a concentrarse y eso te sirve para estudiar lo que quieras, pero no comparto mucho esta cuestión utilitaria, porque la música por sí misma es valiosa, es un disfrute.

Crea un mundo interior, focaliza, es casi un acto de meditación, yo tengo muchos alumnos niños, que cada vez se van comprometiendo más con su instrumento, le van dedicando más tiempo, los padres también se comprometen.
Eso es muy importante, el apoyo de los padres es básico… un niño responde a los estímulos de su entorno. Si quieres que sea músico, dale un instrumento, y dale un entorno donde haya música, y condiciones para la música y es probable que lo sea.

Los papás a veces no entienden, que hay que acompañar el proceso del hijo, es importante también la música que oigas. En mi clase, les pido a los padres que estén presentes, para que también se comprometan con el proceso.

Si quieres que tu hijo sea mejor, debes tú ser mejor primero. La música es esencial para el entramado social, para tener otra visión del mundo, le da sentido a la vida en entornos adversos, el pertenecer, el socializar mejor.
Hay muchas teorías, yo voy más por la parte del disfrute, la música hace la vida mejor.

- ¿Es verdad que los mexicanos tenemos un talento especial para la música?
- Creo que sí, y eso se puede ver e los Master class, en el extranjero , las personalidades fuertes tocando tienen que ver con los entornos, con el ambiente tropical, etcéctera.

Hay cualidad natural, en Xalapa, por ejemplo hay una exigencia férrea en los niños, (estoy hablando del CIMI) y los niños tocan muy bien, pero aquí he visto más aptitudes naturales, y al contrario, menos exigencia.

Hay un reto de aprender, una vez leí, que la Universidad existe, cuando un alumno abre un libro con una pregunta que hacer… yo recibo un solo alumno cada dos años y a todos me los reciben en la Facultad de Música, y eso es trabajo anclando el sentido de lo que estás haciendo, un trabajo con propósito.

- ¿Qué planes tienes, que harás próximamente?
- Hago recitales con cierta frecuencia, no he grabado aún, pero es algo que tengo pendiente.

Decía Paco de Lucía, que él prefería grabar, porque los conciertos se los lleva el viento y no le faltaba razón.
Yo no soy compositor, y sí, me gusta presentarme en espacios de concierto, no en otro tipo de espacios. Me gustan los teatros y las salas expresas para eso, porque creo que el público escucha lo que conoce, y generalmente no quiere cosas diferentes, van a un lugar porque ya saben lo que van a escuchar ahí.

- ¿Qué opinas de esta ciudad próxima a cumplir 500 años?
- La ciudad es ecléctica, es una ciudad viva, surrealismo tropical.

Es surreal porque hay muchas realidades aquí, conviviendo juntas, llevo aquí 25 años, y apenas estoy aprendiendo a interpretarla, es muy compleja, es todo menos sencilla.

Es una gran mezcla, y eso le da una dimensión muy grande, como sabes estoy en la Asociación Cultural Baluarte, donde tengo muchos y muy queridos amigos, y ellos me han enseñado a conocer a un Veracruz que tal vez ya no existe, que ellos sí vivieron y que es grandioso, y con las conferencias que hemos organizado en la Sociedad he aprendido mucho de esta ciudad y he aprendido amarla.

Hoy estoy consciente de la ciudad donde vivo, sin lugares comunes, quitándole los de primer puerto de México y esas cosas, esta ciudad es protagonista de la historia del país, y creo que los jarochos en general, no tienen conciencia de la grandeza de su pasado, de su linaje.

Voltean hacia otro lado, cuando deben verse a sí mismos y reconocerse como herederos culturales de esta ciudad. Y el arte permite espejearte, es importante para verte a ti mismo, conocerte y reconocerte.

FRASE
“La música es esencial para el entramado social, le da sentido a la vida en entornos adversos. Hay muchas teorías, yo voy más por la parte del disfrute, la música hace la vida mejor”.



Perfil
Universidad Veracruzana
Música, Licenciado en Artes opción: Guitarra
Diplomado en Didáctica en la Educación Musical
Universidad Pedagógica Veracruzana
Maestría en Educación

IMAGEN DE VERACRUZ

Dirección: Ruiz Cortines #1917 Fracc.Jardines de Virginia, Boca del Río, Ver.

Teléfonos: (229) 923 2550

Todos los Derechos Reservados - Copyright 2014