El Monitor

Derecho a hackear dispositivos podría significar más seguridad

Una nueva regulación en Estados Unidos contempla que cualquiera pueda manipular sus aparatos digitales, siempre que no haya riesgos, ni dolo, y lo hagan con sus propios aparatos

Ampliar Foto  
Ciudad de México: Los fabricantes podían añadir un candado digital a cualquier producto con software, lo que quiere decir, a prácticamente cualquier pieza de hardware. / Agencias
Google+

Agencias / Ciudad de México
2016-11-22 17:28:05

Puede que parezca absurdo, pero hasta la semana pasada, cualquier persona en Estados Unidos corría el riesgo de cometer un delito si intentaba modificar uno de sus dispositivos digitales. Sin embargo, gracias a un cambio en las leyes, ahora existen unos derechos más amplios para cacharrear con ellos.

La barrera para las mentes más curiosas era el Acta de derechos digitales de autor del milenio. El director general de la página web de reparaciones de dispositivos iFixit, Kyle Wiens, escribió recientemente sobre la parte más limitante de la ley:

Allá por 1998, el objetivo del Congreso era impedir que los hackers maleantes de ese chisme moderno llamado Internet establecieran ‘streamings’ de video de películas pirateadas. Así que los reguladores redactaron una cláusula para evitar que se pudiera esquivar la ley en cuestión (la Sección 1201) que se incluyó en la nueva ley y prohíbe a los usuarios violar los “candados digitales”, como los sistemas de gestión digital de derechos (DRM) o de encriptación, que protegen los contenidos de los productos sujetos a derechos de autor.

El resultado: los fabricantes podían añadir un candado digital a cualquier producto con software, lo que quiere decir, a prácticamente cualquier pieza de hardware. En caso de romper este ‘candado’ para realizar una ingeniería inversa del código o cualquier modificación, los fabricantes podían demandar al usuario, alegando una violación de la Sección 1201. Y así lo hicieron.

Entorno controlado

Sin embargo, como informa Wired, una serie de nuevas exenciones en la ley, entre ellas la de permitir las investigaciones de seguridad y las reparaciones de los sistemas vehiculares digitales, permite que muchos dispositivos puedan ser hackeados de nuevo. La exención sólo funcionará durante un periodo de ensayo de dos años e incluye algunas salvedades que suenan razonables. Las investigaciones, por ejemplo, no han de poner a nadie en riesgo de sufrir daños, y han de realizarse en un “entorno controlado”, con dispositivos que sean propiedad del hacker.

Por lo general, serán los investigadores de seguridad los que más se aprovechen de las nuevas reglas. Cacharrear con un dispositivo en casa puede que fuera técnicamente ilegal, pero en muchos casos el fabricante jamás se enteraría. No así con los investigadores que eligen publicar sus hallazgos, como defectos y vulnerabilidades, de la manera más amplia posible, por lo que las exenciones les permitirán hacerlo sin temor a ser procesados.

Tal vez de manera contra intuitiva, ampliar los derechos del hackeo en este caso podría lograr que todos estemos un poco más seguros.

IMAGEN DE VERACRUZ

Dirección: Ruiz Cortines #1917 Fracc.Jardines de Virginia, Boca del Río, Ver.

Teléfonos: (229) 923 2550

Todos los Derechos Reservados - Copyright 2014